header-pre:
Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to Top

To Top

On 21, Jul 2017 | No Comments | In Hotspot | By coolhuntermx

‘El producto es lo que más inspira a Eduardo García, así que cuando llegan los hongos porcini del Estado de México y el erizo fresco de Ensenada, su emoción contagia a todos los asistentes’

Tags | , , , , ,

EL CHEF EDUARDO GARCÍA DE MAXIMO BISTROT LOCAL, HAVRE 77 Y LALO! ABRE SU COCINA PARA OFRECER UNA EXPERIENCIA GASTRONOMICA ÚNICA A AQUELLOS APASIONADOS DE LA COMIDA.
Viernes 21/07 2017

_

_

_

FOTOS: Paola Félix
TEXTO: Eduardo Plaschinski

_

_

_

La experiencia comienza con una clase de cocina demostrativa en la cocina abierta de LALO! en la cual los invitados se encuentran con una copa de vino tinto en la mano, atentos a la información y los conocimientos culinarios que comparte Lalo García, un gran cocinero con una exigente formación con los chefs Eric Ripert de Le Bernardin y Enrique Olvera de Pujol. 

_

_

El concepto y menú de cada clase cambia con base en la temporada y la materia prima, y el chef García inicia hablando sobre el producto que va a utilizar y los pequeños productores que son sus proveedores. Los productos frescos y de alta calidad son lo que más inspira a Eduardo García, así que cuando llegan los hongos porcini del Estado de México y el erizo fresco de Ensenada, su emoción contagia a toda la clase.

El primer platillo que el chef cocinó en la clase fue un risotto con hongo porcini, una de las especialidades de su restaurante, Maximo Bistrot Local, y fue compartiendo con los invitados los puntos fundamentales para hacer un buen risotto mientras lo cocinaba. 

_

_

“Es indispensable tener un buen caldo, el mejor arroz (arroz arborio) y una buena olla de acero inoxidable o cobre.”

Las clases con Eduardo están llenas de tips especializados, que hacen una enorme diferencia a la hora de llegar a casa y poner en practica la teoría. 

Mientras  el chef continuaba platicando sobre los diferentes tipos de arroz, los participantes en la clase comían una deliciosa tostada de erizo. Posteriormente aprendieron a hacer cordero rostizado y ahumado con una marinada de tomillo y la clase concluyó con un exquisito gratín de rutabaga.

_

_

Al terminar la clase demostrativa, llega la hora de disfrutar todos los platillos en la larga mesa comunal en compañía de nuevos amigos y los mejores vinos.

_

_

NOTAS RELACIONADAS:

LatinoAmerican, un nuevo concepto de hotelería para jóvenes

Piedra sal, cocina de mar

Asai Kaiseki Cuisine
Aware