fbpx
header-pre:
Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to Top

To Top

On 22, Jun 2018|In Diseño | By coolhuntermx

‘Esta publicación pornográfica para el público gay empezó a editarse en 1990 e incluía casi una totalidad de modelos mexicanos’

Tags | , , , ,

EL INICIO DE LA DÉCADA DE LOS NOVENTA ESTUVO MARCADO POR LA DECADENCIA Y POSTERIOR VIRTUAL DESAPARICIÓN DE LA INDUSTRIA NACIONAL; NO OBSTANTE, MUCHOS PRODUCTOS DE ESTA AGONIZANTE INDUSTRIA LOGRARON SOBREVIVIR –AUNQUE FUERA POR POCO TIEMPO– Y CONTINUAR SU PRODUCCIÓN, ESTO INCLUYÓ A LA INCIPIENTE INDUSTRIA PORNOGRÁFICA DE MÉXICO.

Viernes 22/06 2018

FOTOS: Cortesía
TEXTO: Aldo Solano Rojas

Pocos son los ejemplos de publicaciones periódicas abiertamente gays en la historia pornográfica de México, y estos escasos ejemplos son más bien tardíos, justo a finales de la década de 1980 y principios de la de 1990, cuando la presencia homosexual era cada vez más visible y activa en la vida pública del país.

 

 

Uno de los mejores ejemplos del alcance de este mercado nacional con productos hechos en México es la revista Hermes, Diversión y Cultura, esta publicación pornográfica para el público gay empezó a editarse en 1990 e incluía casi una totalidad de modelos mexicanos, de tez morena y abiertamente homosexuales; a diferencia de otras publicaciones inmediatamente anteriores como Apolo o Macho-Tips que reparaban en modelos extranjeros, de tez blanca, ojos azules y rubios: en Hermes se reafirmaba el gusto por lo nacional, incluso en el más homoerótico de los contextos. Además, los artículos que incluía promocionaban lugares de encuentro gay en la Ciudad de México, en Acapulco, Vallarta y otros destinos. Se puede decir que el nacionalismo vigente en décadas anteriores también se decantó al público gay –aunque tardíamente– conformando publicaciones nacionales que incluían todos los recursos que México podía ofrecer en este tipo de publicaciones: bares, playas nudistas, centros de salud, clasificados, consejos para salir del clóset, etc.

 

 

Hermes, además, es una buena muestra del diseño editorial noventero, su logotipo funciona a partir de unas grandes letras con influencia brutalista, un poco mezclada con el revival art deco de los años ochenta y colocado en el cabezal de la portada, similar a otras revistas contemporáneas como Eres, Somos, etc. Llama la atención el triángulo amarillo que se repite en todas las portadas dentro del cual se lee “De México la mejor revista GAY”, no dejando lugar a dudas, siendo una publicación abiertamente gay.

 

 

Un interesante ejemplo de finales del siglo XX de cómo se empezaba a abrir el paso la comunidad homosexual, y cómo el mercado respondía a un colectivo cada vez más presente en el día a día mexicano

 

Aware