fbpx
header-pre:
Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to Top

To Top

On 20, Mar 2018|In #WDC18, Arq | By coolhuntermx

‘La materia que hoy circunscribe el vacío, mañana transmuta en el objeto que se habita y vive, y reivindica la esperanza para dejar atrás los escombros’

Tags | , , , , , , , , , , , ,

EL PABELLÓN (), ES UN ESPACIO DE AISLAMIENTO Y CONTEMPLACIÓN QUE SE ROBÓ LA ATENCIÓN DE LOS VISITANTES EN LA ALAMEDA CENTRAL DEL CENTRO HISTÓRICO.

Martes 20/03 2018

FOTOS: Iván Linares / Paola Félix

El Centro Histórico recibió al Pabellón ( ) –se lee Pabellón Entre Paréntesis– realizado entre Colectivo Seis + Kababie Arquitectos + Taller Paralelo + Michan Architecture con el apoyo de Masonite, empresa que refuerza su compromiso con el talento y creatividad de jóvenes arquitectos, durante la edición 2018 del festival de arquitectura y ciudad, Mextrópoli; así como otros patrocinados como Durezza,  Gifan y Jaza. La propuesta de este Pabellón surgió de la abstracción del término “derrumbe” y el significado que adquirió después de los sismos de septiembre del año pasado. Estos acontecimientos marcaron a los habitantes de la CDMX y otros estados afectados dejando estragos no sólo materiales, sino también y sobre todo, emocionales. Es a partir de esta experiencia colectiva que surge este pabellón a modo de reflexión.

El pabellón estuvo conformado por muros ortogonales de tabique dispuestos de manera precisa para que formaran una bóveda invertida generando una concavidad en la que el usuario es abrazado por un espacio de cuatro muros sin techumbre. El resultado es una espacialidad que propicia la reflexión y donde el recuerdo se transforma en el escenario principal.

“El pabellón era importante para nosotros al explorar el sentimiento de positivo/negativo cuando hablamos de un espacio. Quisimos captar una experiencia como ésta y tratar de entender cómo el vacío puede estar lleno de nada, de aire y cómo éste último se encuentra contenido”, indica el arquitecto Elías Kababie.

Todo ha de pasar, nada permanece, ni el vacío, ni la tragedia.

El Pabellón ( ) toma prestados dos paréntesis en su nombre y logra hacer una analogía de su intención al sugerir un vacío, pérdida y destrucción que son los conceptos rectores del pabellón. La idea de transformación, a partir de este espacio vacío, comenzó en la convivencia con las personas que accedían a través de una puerta de fibra de vidrio hasta llegar a estar inmersos en un estado de contemplación y aislamiento.

Después de su breve exhibición en Mextrópoli 2018, el proyecto será donado para la reconstrucción de casas en el pueblo de San Gregorio Atlapulco y se reutilizará un 60% u 80% del tabique del pabellón y la puerta. En sitio, los colaboradores compartirán conocimientos de arquitectura con la comunidad y se harán cargo de la conceptualización de los espacios y darán seguimiento a un proceso de auto-construcción de los mismos.

El proyecto fue posible gracias a Masonite y su compromiso con el desarrollo y vinculación con estudiantes y creativos de diseño y arquitectura.

Aware